domingo, 31 de octubre de 2010

H10- Viejos fantasmas del Japón

Cada agosto, el templo de Zenshoan en Tokio abre las puertas de la galería Yurei-Ga, una colección privada de pinturas de fantasmas del período- Edo. Las 50 pinturas de seda, de unos 150 a 200 años de antiguedad, representan una variedad de apariciones que van de lo desesperado a lo horroroso. Las pinturas fueron recogidas por Sanyu-tei Encho, narrador famoso (artista del rakugo) durante la era del Edo que estudió en Zenshoan. Encho dijo haber recogido las pinturas como fuente de inspiración para los cuentos fantasmales que amó contar durante las noches de verano.








Los “fantasmas del marido y de la esposa” por Otai. Retrato de un matrimonio - un tema visto raramente en pinturas de fantasmas de periodo-Edo. La siniestra pareja se representa agarrando un cráneo humano. El marido tiene el rostro manchado de sangre y está usando un tocado funerario budista tradicional usado por los muertos.


Fantasma de una mujer con mirada en blanco y las costillas destacándose entre sus ropas (Rinrin - Periodo-Edo)

Una escena de Kaidan Chibusa Enoki , una vieja historia en la cual el fantasma de un pintor muerto vuelve para proteger a su bebé contra su asesino. Pintura de Ito Seiu.


Pintura de Utagawa Hiroshige del fantasma de una cantante callejera, con un ojo blanco abierto de par en par, llevando un shamisen mientras flota sobre la superficie de un río.


El "fantasma"por el pintor Iijima Koga es el retrato de la aparición fantasmal de una mujer alcohólica con kimono con todas las características físicas horrorosas de manos huesudas, pelo fibroso, y una mueca dolida que revela una boca repleta de dientes negros.(Periodo Edo)



¿Una noche de Halloween sin historias de miedo? En la próxima entrada cumplimos sus deseos.

0 comentarios: