martes, 27 de marzo de 2012

2x1: Chillerama (2011) / Ghost Rider: Spirit of Vengeance (2011)

Chillerama (2011)

Chillerama sigue la tradición más brutal de la mítica productora Troma. Mezcla de comedia, sexo y gore, el film transcurre durante la última noche de un autocine a punto de cerrar. Allí se proyectan cuatro cortos que homenajean distintos géneros y épocas del cine de terror.

“Wadzilla” es una parodia de las películas de monstruos gigantes de los años 50, con un espermatozoide descomunal destrozando Nueva York.

"I Was a Teenage Werebear" (Yo fuí un hombre-oso adolescente) se mete con las películas musicales y playeras de los 60 y 70 como Rebel Without a Cause y Grease. Salvo que acá la trama gira en torno a una familia de hombres que se transforman en osos… en el sentido homosexual del término.

"The Diary of Anne Frankenstein" se ríe de Hitler y del diario de Anna Frank. Resulta que el diario correspondía a Victor Frankenstein y explica cómo crear el famoso monstruo. Los científicos de Hitler realizan el experimento sin saber que darán vida al mítico golem judío.

“Deathication”. Un último corto no acreditado, tal vez por su escasa duración, que apela al desagradable placer por los excrementos.

Las historias están unidas por los sucesos que transcurren en el autocine y que culminan en el segmento denominado “Zom B Movie”, claro homenaje a las películas de Romero y Bava, donde los varones se convierte en zombies eyaculadores e inician una orgía de sangre y sexo no apta para gente sensible.

Cuatro directores fueron designados para dirigir los segmentos: Adam Rifkin, Tim Sullivan, Adam Green y Joe Lynch. La idea no era mala, pero los guiones pobres y repetitivos de cada tramo terminan cansando, sobre todo en la historia de los hombre-osos, la más floja del conjunto. No podemos decir nada de los espantosos efectos especiales ya que forman parte de la broma, pero los 20 minutos de cada una de las historias terminan resultando algo largos.

Aún así no está mal para pasar un rato extremo con los amigos y reirse (por momentos a carcajadas) de las barbaridades mostradas. Por ello le pongo medio punto extra.



¡ASÍ SÍ!: Interesantes ideas llevadas al límite del buen gusto.


¡ASÍ NO!: Notables fallas en el guión.








Ghost Rider: Spirit of Vengeance (2011)

Un film a la altura de lo que podemos esperar de Nicolas Cage. O sea, basura con toques de genialidad. Los directores Mark Neveldine y Brian Taylor son los responsables de una de las sagas más delirantes y frescas de los últimos tiempos: Crank (2006) y Crank High Voltage (2009). En Ghost Rider podemos ver destellos de esta locura, pero también asistimos a una historia mediocre, que aunque no aburre deja bastante que desear. Johnny Blaze deberá ayudar a los integrantes de una secta para evitar que el diablo reencarne en un cuerpo joven. El pago: liberarse definitivamente del demonio que lo convierte en el motoquero flamígero. El film contó con la mitad del presupuesto de la primera parte, unos módicos 50 millones de dólares. Tal vez por ello apenas se ven caras conocidas (Ciaran Hinds como el diablo, y Christopher Lambert .como un monje que no aparece más de 5 minutos en pantalla). No obstante en el rubro efectos especiales esto no se nota, llegando a mejorar incluso el efecto de las llamas que brotan del cráneo del ghost rider. Aunque el argumento no llegue a satisfacer y tengamos que soportar un bombardeo de situaciones poco interesantes por lo tantas veces vistas, cada tanto surgen momentos de extrema bizarrez que personalmente aplaudo: desde la sobreactuada locura de Cage hasta los dibujitos ¿animados? que explican el origen de la criatura.

La advertencia obligada: ni se les ocurra pagar por la proyección en 3D. El efecto estereoscópico lo notarán recién al sacarse los anteojos cuando se retiren de la sala.



¡ASÍ SÍ!: Buenas escenas de acción. Nicolas, actuando en películas malas, terminará convirtiéndose en leyenda. Por su sola presencia le subo el puntaje.


¡ASÍ NO!: Ninguna reducción de presupuesto justifica la mediocridad de una historia.





0 comentarios: