viernes, 30 de noviembre de 2012

2x1: Looper (2012) / Sinister (2012)

Looper (2012)


En el año 2074 los viajes en el tiempo están prohibidos. Sólo los utilizan las organizaciones mafiosas para deshacerse de sus víctimas sin dejar rastros. De esta manera los envían al año 2042, donde un grupo de asesinos a sueldo llamados Loopers los matan y eliminan toda evidencia. Pero los loopers deben cumplir con una regla estricta: al llegar al 2074, luego de 30 años viviendo sin problemas económicos, deben ser enviados al pasado para ser eliminados. Cuando a Joe (Gordon-Levitt) le llega el turno de eliminar a su yo futuro (Bruce Willis), un error acontece y éste escapa. Tiene las horas contadas para encontrarlo antes de que un grupo de control lo mate para subsanar el problema.

Looper comienza de manera frenética, emocionante, pero llegando a la mitad de la historia el tono cambia bruscamente. Lo que parecía ser una película de acción se transforma prácticamente en un drama, sin dejar de lado el componente de ciencia ficción. No es que lo que pasa a partir de allí deje de ser interesante, pero el descenso imprevisto del ritmo termina perjudicándola. Pasamos de ver una película a otra muy distinta. La persecución de fondo ayuda a que los bostezos no acaben con nosotros, pero el exceso de diálogos y momentos de “calma” terminan siendo anticlimáticos.

No evaluaré si existen incoherencias (todas las películas de viajes en el tiempo las tienen), ni discutiré el polémico “homenaje” a Terminator y a otros filmes de género. Sí diré que, a pesar de ciertos detalles, es una película altamente recomendable, entre otros motivos para disfrutar de la excelente escena donde el viejo y el joven Joe se encuentran y mantienen una conversación de derivaciones impensadas.


¡ASÍ SÍ!: Interesante propuesta llena de momentos que impactan. Una historia atrapante que combina acción, al drama fatalista e incluso poesía. Excelente trabajo actoral de los protagonistas.

¡ASÍ NO!: Hacia la mitad la historia se desacelera bruscamente y el sacudón no pasa desapercibido.






Sinister (2012)


Ellison Oswalt (Ethan Hawke) es un escritor en decadencia, especializado en libros sobre crímenes no resueltos. Buscando un nuevo éxito editorial se muda a una casa aparentemente inocente, pero donde cuatro de los cinco integrantes de una familia fueron encontrados ahorcados en el jardín. El cuerpo de la quinta víctima, la hija menor,  nunca fue hallado. Mientras investiga sobre el caso (del que su mujer e hijos no saben nada), halla una caja con cintas grabadas en super 8 y un proyector. Cintas que registran con crudeza el asesinato de familias enteras a lo largo de distintas décadas. Obsesionado con lo que vé, pronto siente que no está solo en la casa, y que el fantasmal asesino lo acecha cada vez que cae la noche.

Sinister vino precedida por muy buenas críticas, consecuencia tal vez del mediocre nivel que el género de terror está ofreciendo en los últimos tiempos. Lamentablemente dichas críticas han exagerado una película que no por bien hecha deja de ser absolutamente convencional. Encontramos influencias obvias de cintas como Amityville y La llamada, además de los clichés que ya aburren: niños sensibles a las apariciones fantasmales, áticos tenebrosos, videos caseros, el experto ocultista que arroja un poco de luz, etc.

También se detectan incoherencias o situaciones inexplicables, más allá de la temática: ¿cómo es posible que el protagonista grite y grite en medio de la noche sin que su  esposa e hijos lo escuchen?
Pero lo que más molesta es que para asustar recurran a los dichosos golpes de sonido inflama-tímpanos, clara evidencia de falta de recursos argumentales.

Lo mejor del film está en los cortos que el protagonista encuentra, filmados de manera sucia y realista y acompañados de una excelente banda sonora que provoca escalofríos. El toque de humor, aportado por un policía local, también contribuye a darle impulso a una historia que no necesitaba durar 110 minutos.
El clima inicial prometía algo mejor, pero la historia termina abundando en recursos que sólo son del agrado de los muy jóvenes o de los muy asustadizos.


¡ASÍ SÍ!: Destacable actuación de Ethan Hawke. Interesante banda sonora y bien recreadas las filmaciones de los crímenes.


¡ASÍ NO!: Una más de fantasmas que toma demasiados recursos prestados. El “asesino” ofrecía un potencial mayor.








0 comentarios: