martes, 27 de mayo de 2008

Indiana Jones y el Reino de la Calavera de Cristal (Indiana Jones and the Kingdom of the Crystal Skull) 2008



A pesar de ir prevenido, de saber a lo que me enfrentaba, me pasó que al ver la primera toma de Harrison Ford pensé: ¿quién es este abuelo con colgajos en la cara?
¡Quiero ver a Indiana! Por suerte la primera impresión pasó rápido y a los pocos minutos el Indy de siempre regresó, trepando cajas, esquivando balas, golpeando villanos a puño limpio, y uno se olvida que quien lo interpreta está a punto de cumplir 66 en julio.

Con pesar hay que decir que no es la mejor película de la saga. No obstante, reconozcamos que es un regreso digno (y sinó, miren Rambo IV para entender de lo que hablo). La historia tiene sus baches argumentales (el final sabe a poco, uno querría mas detalles); ya no hay acción desenfrenada desde el principio sinó momentos aislados hasta que la segunda hora comienza con todo; y a pesar de ello las situaciones que debe padecer no sorprenden como antes.

Transcurren los 50´s y la guerra fría está en plena efervescencia. Indiana es separado de la universidad donde dicta clases al ser buscado por el FBI, acusado de colaborar con los rusos tras un episodio confuso. Un joven motociclista algo arrogante de nombre Mutt Williams (Shia LaBeouf) lo intercepta, informándole que su madre (Karen Allen) y un colega de Indy, Harold Oxley (John Hurt), desaparecieron en Perú tras encontrar un cráneo de cristal. La operación rescate se pone en marcha.

La galería de personajes resulta de lo mas interesante. Cate Blanchett interpreta a la mala de turno, la coronel rusa Irina Spalko, una villana de cómic muy adecuada para el tono de la saga. Ray Winstone es Mac, un colega traicionero que cambia de bando continuamente. El profesor Harold Oxley es interpretado por el veterano actor John Hurt, el amigo desaparecido de Indy que sufre de una extraña demencia (sin dudas la mejor interpretación de la película). Y Karen Allen vuelve en el papel de Marion Ravenwood, la única mujer en el planeta que está tan loca como Jones.

Mucho de lo mostrado en el film ha sido extraído de la realidad. Se dice que en un depósito llamado "Hangar 51" se conservaría el cadaver de un extraterrestre y restos de su nave, estrellada en la localidad norteamericana de Roswell. En el desierto de Nazca, Perú, existen centenares de formas llamadas geoglifos y que representan figuras geométricas, vegetales, animales y humanas. Están talladas en surcos de no mas de 30 cm de profundidad y sólo se aprecian desde una determinada altura. La intención de su constructores sigue siendo un misterio. Los rusos, durante la guerra fría, creían en los poderes psíquicos y experimentaron durante muchos años con la intención de usarlos como un instrumento de espionaje. Calaveras talladas en cristal y en cuarzo han sido halladas en centroamérica. La más conocida la descubrió el arqueólogo Mitchell-Hedges en 1924 en las ruinas mayas de Lubaantum, Belize. Se dice que la tecnología necesaria para su confección no existía en esa época.

Tema aparte merecen los burdos errores que tienen molestos a los peruanos (la acción transcurre en su país), y con razón, ya que para los gringos, una vez más, toda latinoamérica es una extensión de México. Así, como música típica escuchamos rancheras; Pancho Villa (héroe de la revolución mexicana) hablaba quechua (el lenguaje inca); la pirámide de Chichen Itzá -ubicada en México- aparece en medio de la amazonía peruana; la selva posee hormigas devoradoras de hombres y cataratas; Incas y Mayas eran la misma cosa; Nazca es ubicada en un lugar erróneo...Sin palabras.

La producción de esta cuarta parte estuvo lista a poco de terminar "Indiana Jones y la Última Cruzada" (1989). George Lucas, productor y co-creador del personaje, había escrito un guión que involucraba a la calavera de cristal. Spielberg y Ford no estuvieron de acuerdo con el mismo, y la producción fue detenida hasta que en el 2006 David Koepp presentó un guión que gustó a todos.

Y así llegamos a este estreno, que apela mas que nada al factor nostalgia. Aunque la primera parte sigue siendo la mejor, este "Reino de la Calavera de Cristal" no traiciona severamente el espíritu de la serie. Merece verse, pero sabiendo que
a veces el tiempo nos desorienta con sus caprichosas incoherencias (chasquido de látigo).

Lo mejor: Los recuerdos que nos trae ese sombrero y esa musiquita. La elección de Karen Allen como la chica Indy definitiva.

Lo peor: No aporta demasiado a la saga. Las otras tenían más emoción. Estamos cansados de que los norteamericanos no agarren un p*t* libro de historia.

domingo, 25 de mayo de 2008

REC (2007)


Es totalmente casual que la segunda película comentada en este blog sea del subgénero "cámara en mano", pero a pesar de las múltiples semejanzas con "Diary of the dead" aquí el tono cambia.

Esta producción española filmada en Barcelona por Jaume Balagueró y Paco Plaza (quienes hicieron el guión junto a Luis Berdejo), es casi una clase magistral de cómo debe hacerse una película de este tipo. Ganadora de múltiples premios en su país (Sitges, Goya), el film ofrece lo que uno va a buscar: sustos!!!

Si en el caso de "Diary.." criticabamos el montaje y la manera en que se manejaba la cámara, en esta oportunidad se evitan todos esos errores. Tenemos cortes abruptos, acoples de sonidos, tomas falsas, el objetivo apuntando al sitio donde efectivamente transcurre la acción. Si hasta incluso el camarógrado abandona la cámara para ayudar en los momentos más difíciles!

Ángela (interpretada magnificamente por la actriz Manuela Velasco) es la reportera de un programa nocturno llamado "Mientras usted duerme". En esta ocasión deberá registrar cómo es una noche en un cuartel de bomberos. Una emergencia la lleva junto a su camarógrafo a un edificio donde una anciana ha quedado encerrada en su departamento. Cuando los bomberos derriban la puerta, la encuentran totalmente ensangrentada y profiriendo horribles gritos. Poco tiempo pasa antes de que salte sobre un policía y le arranque a mordiscones parte del cuello. Cuando quieren salir del edificio ya es tarde: la policía y las autoridades sanitarias han acordonado la zona y nadie puede abandonarlo. A partir de allí, el horror!!!

Es verdad, la historia está llena de lugares comunes y uno sabe cuando prepararse para el susto. Pero hay varios elementos que marcan la diferencia frente a otros productos similares.


Reacción del público durante la proyección. ¡Imperdible!

En primer lugar, está muy bien filmada. Y aunque se trate de la grabación de un programa televisivo y esto les facilite las cosas a los guionistas, en manos poco habilidosas el resultado podría haber sido desastroso.

Las actuaciones merecen una atención aparte. Todo resulta muy convincente, salvo algunas reacciones violentas durante la primera parte de la película que parecen exageradas. Muy bien la reportera y el variopinto grupo de vecinos que sufren la pesadilla: una pareja de ancianos, una madre con su hijita enferma (brrrrr, escalofrío), una familia japonesa, y hasta un maduro y coqueto gay con acento argentino (!!!).

Y por último, y no menos importante: mantiene el interés durante sus 75 minutos de duración. La historia está inteligentemente construída, revelando lo que pasa de manera gradual, y dándose el lujo te tener momentos de humor que se agradecen. Atención a los últimos 15 minutos: son realmente intensos.


Una buena sorpresa del cine español de terror que esperemos se repita.


Trailer Oficial

Lo mejor: Las actuaciones en general, la forma en que está filmada, la tensión!!!

Lo peor: Algunas sobreactuaciones, los lugares comunes, y que en EEUU ya se está haciendo una remake que se llamará "Quarantine" y que se estrenará en Octubre 2008 (¿¿porqué, si somos gente buena??).

lunes, 19 de mayo de 2008

Diary of the Dead (2007)


Es una pena inaugurar este blog con el comentario de una película muy mala, pero
considérenlo un servicio a la comunidad.

Nos encontramos antre otro film del subgénero "cámara en mano" (The Blair Witch Project, Cloverfield), y creo que en este caso en su peor manifestación. Es muy difícil simular una filmación amateur que parezca natural y que a su vez sea cinematográfica. Sostener una hora y media de tomas desprolijas que cuenten una historia con un mínimo de coherencia no es algo que pueda hacer cualquiera.

Si "The Blair Witch Project" (1999) lo hizo de la mejor manera, este "Diary of the Dead" (2007), lo hace de la peor. Romero recurre a la filmación de este film no con una, sinó con dos(!) cámaras manejadas con demasiada destreza: haciendo tomas que permiten ubicar al espectador en la acción, pero que difícilmente alguien en una situación de tensión realice de forma espontánea. Evidentemente se priorizó la narración cinematográfica antes que el realismo. Y no es excusa que los que manipulan las cámaras sean estudiantes de cine.

Comentario aparte merece la trama, mil veces vista en otras obras de este director, que ya no asustan y donde recurre inevitablemente al autoplagio. Un grupo de jóvenes que filman una película de terror descubre que los muertos del mundo reviven gracias a un misterioso virus. A partir de allí huyen, buscando primero a sus familiares, y refugio a continuación, topándose durante su travesía con gente sin escrúpulos y con aprovechadores varios (y con muertos vivos, por supuesto).

Digamos para el público profano que George A. Romero se ha especializado en la filmación de películas de zombies, siendo el autor del gran clásico "Night of the Living Dead" (1968), donde se contaba una historia de terror embebida sabiamente de crítica social.

Es una pena decirlo así, sobre todo rememorando las grandiosas piezas del género que este director nos legó, pero... Romero: ¡ya aburrís!

Lo mejor: Ubica a los zombies en un mundo gobernado por youtube y wikipedia.

Lo peor: Si van a mostrar una filmación amateur, que parezca amateur!

viernes, 16 de mayo de 2008

Presentación del Blog

Bienvenidos al antro donde van a morir las neuronas.
Quedan debidamente advertidos: aquí se hablará principalmente de aquel cine que no se quiere (y no se debe) ver.

Invasiones de mocos espaciales, monstruos de plastilina, bebés mutantes, chicas en peligro y con poca ropa, fantasmas que dan pena, y sobre todo actuaciones que piden a gritos que vuelva la inquisición. Es decir, todo eso que nos hace sentir que vale la pena estar vivos!!!

¿Por qué Neurona Muerta?
Porque la lectura de este blog y el visionado de las cosas que aquí recomiendo van a arruinarles el cerebro, haciendo perecer unas cuantas neuronas de forma prematura. Pero a no asustarse: si bien el espíritu es bizarro, viviremos cruzándonos a la zona del vil comercio y lo politicamente correcto.

Las calificaciones son puramente subjetivas, como toda calificación. Cero neurona significa basura en estado cristalino, y cinco neuronas una masterpiece total. Ojo con las tres neuronas: allí incursionamos en la débil línea de lo que puede gustar o nó, dependiendo del cerebro que porte el usuario.

Así que manténganse en sintonía, cierren bien las puertas y estén atentos a los ruidos extraños que provengan del interior de los armarios. Nos vemos.